"CUANDO LA VERDAD ESTÁ TODAVÍA CALZÁNDOSE LAS BOTAS, LA MENTIRA YA HA DADO LA VUELTA AL MUNDO" (Mark Twain)

domingo, 31 de agosto de 2008

¡Ay, ay!...

¡Tengo que poner algo, que llevo ya más de una semana con esto quieto! Y que no se me ocurre nada, pardiez.
Pero esto le ocurre a los mejores genios. Ejem... El mismísimo Francisco Ibáñez cuenta que a veces, en medio de la noche, se levantaba de la cama para tomar nota de una idea que acababa de ocurrírsele, porque después de haber estado toda la tarde pensando infructuosamente, no podía dejar pasar esa oportunidad, esa idea luminosa, a riesgo de que volase y no regresara. Y así salían los grandes álbumes de su época de esplendor, que duró hasta los años setenta, aproximadamente.
¿Será esta noche cuando interrumpa mi sueño con una bloggeridea luminosa?

Ahí va un vídeo de los que tengo guardados para situaciones de emergencia como ésta. Hace un tiempo bromeábamos en este blog con la conducción femenina. Veamos ahora el otro lado de la moneda:


10 comentarios:

Ángel dijo...

Muy bueno, ¿que tal conduces?

maria jesus dijo...

Real como la vida misma, el video. Yo tambien ando falta de ideas, debe ser fruto de la época postvacacional. Un abrazo

Dulcinea dijo...

Eso mismo, Altea, ay, ay.

Pero ojo, que comentarios y rechuflas acerca de la conducción de las mujeres se los he oído yo a mujeres.

Que país éste.

Angi Burt dijo...

Pues lo de los vídeos está muy bien. No te importe colgarlos porque alegran la vida.
Ánimo que ya es septiembre.

Altea dijo...

Ángel, eso creo que hay que preguntárselo a los que viajan con los conductores, son quienes mejor pueden decir. Hay quien se cree que conduce fenomenal por conseguir saltarse todas las normas de tráfico.
Huy, Mª Jesús, a mí la falta de ideas me puede afectar en la época posvacacional, prevacacional, intervacacional... Al menos ahora estamos más frescos.
Sí, Dulcinea, y si miras atrás en este blog, verás que yo soy una de las que hizo la broma. Es un chiste que me hizo gracia, la verdad. Pero al mismo tiempo, cuando veo a un tío hacer una barbaridad con el coche, pienso "anda, que si llega a ser una mujer la que hace eso..."
Angi, pues no sabes la de vídeos que tengo. Ya irán saliendo con tiempo.

Néstor Aparicio dijo...

Real, como la vida misma; digo, lo de la torpeza de las mujeres al volante, ja, ja, ja...
Además luego os resarcís, porque basta que eche un vistazo a la thermomix para hacernos responsables de todos los males de la ciudad.

Benita Pérez-Pardo dijo...

Hola, hola, qué tal por ahí?.
Aquí intentado volver a la blogosfera sin trasnochar demasíado. No sé si será capaz...
Un saludo

j.a.varela dijo...

Me abstengo de comentarios. Que por esas, mi esposa y mis hijas los leen.

Siempre un gusto visitar este blog.

Juan

Altea dijo...

Quita, quita, Néstor, que si no os vigilasen, incendiaríais la ciudad cada vez que os pusiéseis a freír un par de salchichas.
Poco a poco, Benita, sin atragantarse, que dormir también es buenísimo.
Muy bueno, Juan! Ante todo la estabilidad familiar.

Dulcinea dijo...

Pues yo invito a Juan a que nos cuente. Me ha dejado intrigada.
¿Tan mal conducen tus chicas? ;)