"CUANDO LA VERDAD ESTÁ TODAVÍA CALZÁNDOSE LAS BOTAS, LA MENTIRA YA HA DADO LA VUELTA AL MUNDO" (Mark Twain)

martes, 30 de diciembre de 2008

En el taxi

Hace poco nos contaba Nodisparenalpianista en el jolgorio de los belenes que él decora su bici estos días con motivos navideños, y que eso creaba curiosidad en algún chaval y otros no tan chavales. Una gran idea, sin duda.
Si usara buga seguro que hacía como este taxista vallisoletano, que hasta coloca el belén en el salpicadero del taxi. Os invito a leerlo. El hombre cuenta reacciones diversas de la gente al entrar en el coche, que casi siempre son de ilusión. Además, es un tipo con narices. Dice que un día un cliente le dijo que o quitaba el belén o no se subía al taxi, y le contestó que el belén iba con él. ¡Me gusta! A ver si coincido con él algún día, cosa que a lo mejor no es tan difícil: por lo que estoy viendo en la foto del periódico, es justo la parada de taxis más próxima a mi casa.

lunes, 29 de diciembre de 2008

Huyyy, pero cómo duele!

Desde luego, no sé cómo mi amiga Raquel, católica y en ejercicio continuo, puede escuchar la SER sin vomitar a cada instante. Según ella, lo hace porque así sabe lo que dice el enemigo. Yo opino que para eso no hace falta oír la ser ésa, porque las burradas que dice están en el ambiente de continuo, pero en fin, cada cual tiene su método.

Hoy hacia las cinco, en una tienda por la que he pasado, un tipo haciendo gala de su "buen decir" y escuchándose a sí mismo, escupía en dicha cadena toda su mala leche sobre la jornada de la familia de ayer en la Plaza de Colón. Como la ignorancia es muy, pero que muy atrevida, lanzaba sus vituperios ironizando sobre la vida y virtudes de la Sagrada Familia, entre otras cosas.

Pero me quedo con una de sus frases: "Ayer volvieron a tomar la Plaza de Colón". ¡Je! ¿A que suena bien? ¿A que oís castañetear la rabia entre sus dientes?

Que sí, vale. Que no lo hacemos para machacar. Que los motivos son tan nobles que gente como el locutor en cuestión no alcanzan a comprenderlos.

Pero, ¿a que suena bien?

Esto es ayer. Y faltamos los que estábamos trabajando.

domingo, 21 de diciembre de 2008

De vuelta


A ver si puede ser, que tengo el antivirus trabajando y cuando es así, todo va más lento.

Volvemos al terreno de juego, después de una semana de "ajustes técnicos".

Me ha dado tiempo de darme una vuelta por la ciudad y ver el ambientillo que se está creando. He tenido oportunidad de escuchar esta semana puntos de vista muy dispares sobre la Navidad. Hay quien pasa por ella como una época más (es una opción. Si uno no tiene fe, la Navidad le trae, lógicamente, por una friolera); también los hay que disfrutamos a tope; pero hay una postura que cada vez se extiende más, y no por ello deja de sorprenderme: la de quienes afirman que las fechas navideñas no les gustan, porque les traen "malos recuerdos". Ejemplo de ello es la conversación entre aquellas dos señoras, que coincidieron a mi espalda:

- Ya verás ahora, estos días que llegan, que, la verdad, no me gustan nada.
- Pues a mí sí. A mí me encantan.
- ¿Síii? Pero, claro, tú tienes padres, ¿verdad?
- Pues.... sí.
- Claro, es que es distinto. Es que cuando te empieza a faltar la gente...

Sobre esto puede haber opiniones diversas, pero voy a expresar la mía. En mi casa hemos vivido siempre unas navidades que no las habría cambiado por nada: villancicos, ambientillo, anécdotas, juegos... Respecto a mis abuelos, sólo conocí a la madre de mi madre durante siete años. A partir de ahí, mis padres pasaron todas las navidades sin la presencia de sus padres. Ahora estábamos sus hijos, y por nosotros tenían que seguir contentos. Nunca los he visto amargados por echar de menos a sus padres en Navidad, aunque lo sintieran, cosa que es de lo más humana.

No sé si me he explicado. La vida es un ciclo, y hay que recoger el testigo. ¿Ahora tienes hijos, o algún tipo de familia? Pásatelo bien por ellos y con ellos.

domingo, 14 de diciembre de 2008

Y ahora en la vida real


- ¿Has olvidado ya quién venció a la bruja la última vez?- preguntó la pequeña protagonista de "El Principe Caspian" (ver entrada anterior).
Peter se lo pensó un poco y por fin respondió:
- ¡Ya hemos esperado demasiado a Aslan!
Para los profanos en la historia, diremos que Aslan representa el sumo Bien y la bruja el mal. En este caso, la respuesta de Peter significa que batallarán ellos solos sin esperar más a Aslan, que tarda en llegar en su ayuda. El resultado es una derrota descomunal. No vencerán hasta más tarde, cuando al mismo tiempo que luchan de nuevo, envían a buscar a Aslan para que les ayude a conseguir la victoria.

Cada uno que saque sus conclusiones. Yo ayer me acordaba de esto, cuando la madre de una amiga me contaba lo que acababa de sucederle:

Hace unos días en Valladolid se inauguró la Adoración Eucarística Perpetua, para lo cual hay turnos establecidos. Uno llega y se apunta (se compromete) una hora determinada a la semana. Y luego hay que ir, claro.
Esta persona, madre de familia, había escogido el jueves de diez a once de la noche. Una hora un poco agotadora, pero hay que cubrir las veinticuatro horas entre todos. El jueves pasado, cuando acababa de llegar a casa, se acordó de su compromiso. Tenía que salir en breve si quería llegar puntual, pero una pereza enorme, acompañada de un natural cansancio, se estaban adueñando de ella, hasta el extremo de que estaba a punto de no asistir. Alguien llamó por teléfono. "Carmen, por favor, reza todo lo que sepas y puedas de hoy a mañana: mi amiga N tiene mañana hora para ir a abortar." Carmen se comió su pereza y todo lo demás para pasar su hora correspondiente ante el Santísimo Sacramento, pidiendo con toda el alma que aquello no sucediera.
Al día siguiente por la tarde llamó para pedir noticias a la que la había avisado. A última hora, la embarazada se había vuelto atrás. No hubo aborto.

Hay que plantar cara a las leyes criminales. Hay que hablar, y en ocasiones a voz en cuello. Hay que escribir, explicar, discutir, hacer sentadas, manifestaciones, pegadas de carteles. Pero que no se nos olvide quién va a vencer al final a la bruja. Pienso.

martes, 9 de diciembre de 2008

Las Crónicas de Narnia



Ayer me zampé las "Crónicas de Narnia: El Príncipe Caspian". En pantalla, no en libro. Es curioso, pero, así como me resulta pesadísimo leer estas historias tipo señor de los anillos y demás, en pantalla me lo paso pipa. Además, no había visto la primera parte, pero me llevó poco tiempo ponerme en antecedentes. Me dijeron "es tipo Harry Potter", pero no: es muchísimo mejor que el Potter ése. Aquí los chavales no se entretienen en historias baladíes (me he asegurado de lo que significa "baladí", antes de que mi asesor de estilo me envíe una nota rectificativa), que distraen de la trama. Aquí zurran la badana a los malos-malísimos, y además como está mandado, a sopapo limpio y alarido pelado. No tienen poderes extraños, sino un aliado "todopoderoso", que acude en su ayuda siempre y cuando ellos pongan todo el esfuerzo de su parte.
Narnia es un mundo maravilloso salido de las manos de Aslan (el mencionado aliado), y que los Telmarinos (humanos) se han cargado a base de ansias de poder, machacar a su prójimo, etc. Hay que decir que en estas historias alegóricas los humanos no suelen quedar bienparados, sino como culpables de todo. Por eso me sorprende que después en la vida real, haya tantos problemas para reconocer esto. Frases como "si hubiera Dios no permitiría esto", "No existiría el mal", "Todo sería mejor" y tantas otras, hacen su agosto, con tal de no reconocer la propia culpabilidad.
En fin, ya me he ido por las ramas. Ahora estoy deseando ver la primera parte, que me perdí en su día.

jueves, 4 de diciembre de 2008

Humor negro


Explicar los chistes es de muy mal gusto, aparte de que les hace perder la gracia, claro. Así que lo único que voy a hacer es dedicárselo a todos aquellos, que los hay, que alguna vez creyeron en ETA como "liberadores". O, cuando menos, como una especie de mal necesario.
Y a todos aquellos que siguen creyendo en sus brazos políticos.

jueves, 27 de noviembre de 2008

Haced lo que os digan

Hace poco he descubierto el blog de Luisa, "Mis ideas cotidianas". Aunque creo haber entrado alguna vez, no lo hacía desde que cambió tanto las instalaciones. Estuve dando una vuelta de reconocimiento y fui a dar con una entrada antigua que había levantado polvo, con la tira y media de comentarios, unos a favor, otros no tanto, pero todos educados. Hasta que al final alguien tuvo que salir con la cansina y desgastada réplica: "hipócritas".
Es ésta quizá la palabra más manoseada por los propios hipócritas. Se lo llaman a los demás, antes de que éstos puedan abrir la boca para decírselo a ellos. Gritos estentóreos, rasgado de vestiduras, así imagino yo al tipo (anónimo, por supuestísimo) que hace el comentario en dicho blog. Escuchar las verdades nunca ha sido fácil, y esta vez Luisa había tocado una tecla sensible, pero que muchos necesitan que se les afine.
Y como no están dispuestos a dejarse afinar, se parapetan detrás de un insulto salvador: hipócritas. Y si lo son, piensan tal vez, ya lo dijo Jesucristo: "no hagáis lo que hacen". Es curioso cómo olvidan la parte anterior: "Haced y cumplid lo que os digan". Algo de razón debían de tener en sus enseñanzas.

viernes, 21 de noviembre de 2008

Yo firmaba ahora mismo

A ver cómo me explico, que es un tema delicado.

A veces decimos las cosas sin pensar. Para mí que era eso lo que le pasó a aquella paciente, limitada físicamente, nadie se lo niega, pero no tanto como para tener que recurrir a alguien para darle matarile, que es a lo que se refería con lo de "firmar ahora mismo". Si me dijera que no se podía mover nada, nada, ¡pero nada!, todavía... Pero no era el caso. Así que no creo que lo desease tanto, porque entonces, ¿por qué no se encarga ella misma? No, no, que me lo hagan otros. Mucho morro. Y mucha boca, que es a lo que voy. Por decir y hablar, para llamar la atención, que no quede. Y así se va creando en el ambiente una sensación de que es lo normal, que por qué no, si "esto ya no es vida", y eso.

Creo que a veces hay que pararse a pensar un poquitín antes de hablar. Y creo también que lo de esta mujer y otros muchos enfermos, se soluciona haciéndoles algo de caso. Que sí, que a todos nos hace falta. Un enfermo que se siente querido tiene muchas menos posibilidades de pedir el pasaporte al otro barrio.

jueves, 13 de noviembre de 2008

Algunos administrativos del SACYL


A saber, "Sanidad Castilla y León" (supongo).

Me encontraba en la ventanilla para intentar la, últimamente, DIFICILÍSIMA tarea de conseguir una consulta con el especialista. Porque ahora vuelven a ser ventanillas. La empleada, parapetada tras un grueso cristal, dijo a través del micrófono:

- Déme su tarjeta sanitaria.
- Vale, pero si quiere, le doy el número de historia...
- ¡Sí, mejor, mejor!
- Aquí tiene. Es que no sé por qué, pero resulta que tengo dos números de historia, me enteré hace poco. Y sólo uno de ellos tiene todos los datos completos y correctos.
- Huy, pues eso es muy malo. Crea muchas dificultades. Tienes que arreglarlo.

Toma ya. O sea, que soy yo la que lo tengo que arreglar, no los administrativos. Me acordé de aquel chiste, de médicos, precisamente. Va un tipo a la consulta y, después de explicar al médico los síntomas, éste le dice: "Pues eso tiene muy mala pinta, ¿eh? Hágaselo mirar."

Empiezo a sospechar por qué hay un cristal entre empleado y usuario.

martes, 11 de noviembre de 2008

Sobre webs y otras cosas


Hacer y, sobre todo, mantener una página web lleva su trabajillo. No hay más que ver lo que cuesta a veces escribir con regularidad en un blog, unas veces por tiempo, otras por falta de ideas. Y eso que el blog "viene hecho", es decir, uno da clic aquí, clic allá, y va saliendo más o menos resultón. Digamos que la cosa es bastante más llevadera que una web que ha de ser diseñada desde la más estricta y desoladora página en blanco: saca las ideas, busca contenidos, construye chuminadas, desarrolla código, vuélvelo a hacer otra vez, que no ha quedado muy bien, quita eso porque he cambiado de idea, mejor este color, busca espacio para esto nuevo que ha salido, peléate con los del servidor para que no te coman la mitad de la página, etc, etc, etc.
Una vez que la web ya ha sido lanzada al ruedo, uno no se puede dormir en los laureles. Ha de ser retocada continuamente, con los nuevos contenidos, nuevo aspecto y demás. Requiere una atención casi diaria, una preocupación que sólo se justifica por un interés positivo: vender productos, difundir una idea aunque sea equivocada, fomentar una afición...

Dedicar todo ese tiempo y trabajo a una web con un interés negativo, como machacar a un individuo o a una institución, supone una dosis tan grande de odio, rencor y mala leche, que por sí solo genera desconfianza y rechazo, y no da la mínima credibilidad a cualquiera con dos dedos de frente.

Sólo con esa dosis y con esos ingredientes puedo comprender tanto trabajo invertido en algo tan ruin.

domingo, 9 de noviembre de 2008

Y dale

Ayer me acordaba de una conversación que tuvo un tío mío hace tiempo con un amigo suyo, en la que le decía de broma que la culpa de que se hubiera estropeado su frigorífico la tenía Aznar, porque como la tenía de todo, pues de esto también.

Me acordaba porque anoche, en un programa cuyo nombre no mencionaré por no hacerles la mínima publicidad, salía el tal Carrillo a hacer lo único que sabe, aparte de dirigir matanzas, que es decir embustes y tonterías.

Él ya sabemos cómo es: envenenado, rencoroso, embustero. El único éxito de su ángel custodio hasta ahora parece ser conseguirle tiempo y más tiempo de vida, para ver si hay algún signo de conversión, pero de momento sin resultados visibles. Por lo tanto, los vituperios salidos de su boca ya no extrañan a nadie.


Esta exhumación no la ha mandado hacer Garzón. Es de la matanza de Paracuellos, hecha por el Honoris Causa antes citado.

Eso sí, lo del tipo que le presentó al salir a escena no tiene perdón. Según él, tenía un meritazo enorme que no se cortase un pelo para acusar a Franco, Aznar y a la Iglesia Católica de la actual y desastrosa situación española.
Sí, supongo que hacer acusaciones falsas contra quien se sabe que no se va a defender, bien porque ya no puede, o bien porque sabe que no le van a escuchar, tiene un mérito de impacto.

Acaba de terminarse la batería de mi móvil. Y esto es culpa de Carrero Blanco, no me cabe duda.

domingo, 2 de noviembre de 2008

Instinto de permanencia

"No tires tu ramo de novia. Nosotros te lo conservamos".
Lo leí de pasada hace unos días en la puerta de una tienda. Parece ser que les llevas el ramo de la boda y hacen que lo puedas consevar de algún modo para siempre.
Es curioso cómo se tiende a dejar huellas permanentes (vídeo, fotos, ramo...) para cosas en las que no se piensa permanecer. Serán testigos acusadores de un compromiso roto.

martes, 28 de octubre de 2008

Heridas de guerra


Me han regalado una foto de esta imagen.
"La mejilla derecha de Santa María está marcada por dos cuchilladas paralelas, cortadas por una tercera a la linea de la nariz. Hay seis cuchilladas en el cuello, dos de las cuales se ven más claramente comparado con las otras cuatro. "
Así explica la web del Santuario de Jasna Gora lo sucedido con la imagen de la Virgen más venerada de Polonia. Sin dramatismos, sin acusaciones, sin hacer referencia al o los desaprensivos que cometieron la tropelía.
Con todo lo que tiene (su historia, la devoción en masa que arrastra), y a mí lo que me admira son esos arañazos. Tradicionalmente, entre luchadores, cada herida de guerra era como una medalla. Miro esta imagen y veo que la Virgen también tiene sus heridas de guerra. Hicieron bien en no restaurarla. Seguro que la Virgen está orgullosa de ellas.

jueves, 23 de octubre de 2008

Explicación de la entrada anterior

Pero, ¿cómo voy a poner yo un vídeo que hiera vuestra sensibilidad, con lo que yo os quiero? A ver, a ver, que no os habéis fijado en lo que os teníais que fijar.
Os avisé que pasarais ese minuto, que es superfácil, se corre el cursor y ya está. Mª Jesús se perdió el final, o sea, lo mejor. Lo interesante es ver cómo va y cómo vuelve cada una:
La que da a luz, es decir, la joven (en adelante distinguiré entre la joven y la niña), va retorcida de dolor, las está pasando negras. Incluso puede decirse que no la tratan muy bien, porque el médico del pasillo la hace esperar. La niña va toda derecha, con más miedo que vergüenza, pero va bien y la atienden en seguida. Durante la "operación" no se entera de nada, porque le ponen anestesia, mientras la joven da a luz con su correspondiente esfuerzo. Pero al final, la niña sale hecha un guiñapo, no puede ni bajar el escalón de la calle. La montan en el coche y no sabemos si llegó viva a casa. La joven sale detrás, toda pichi, por su propio pie, sin ayuda de nadie y con la criatura en brazos. Es feliz, va sonriente. Toma un taxi y se marcha. Se han cambiado las tornas.
Creo que es muy significativo y por eso lo puse.
Bueno, pero nada; hoy, para desengrasar, un vídeo de humor.


martes, 21 de octubre de 2008

Eureka

Anda, que no llevaba tiempo buscando este vídeo. Por fin lo he encontrado. Aviso que el momento más escabroso llega hacia el minuto 3, pero sólo dura unos segundos y creo que merece la pena aguantarse un poquitín. El final es muy bueno y la música con su letra acompañan a la perfección.


Acabo de animarme

Sí. Decidido. Un día de éstos empiez... ¡no, tiene que ser ya mismo!
El vídeo del blog Pensar por Libre acaba de convencerme.
Tengo que perfeccionar el inglés. Es importante.


jueves, 16 de octubre de 2008

El barco de Valencia

"Tengo doce años y soy la séptima de mis hermanos.
Doy muchas gracias a Dios de haber nacido en una familia donde todos se pusieron muy contentos cuando yo nací.
Si mi madre hubiera sido una de esas que quieren matar a sus niños antes de nacer, yo no habría nacido.
Me gustaría decirles que no los maten, por favor, porque seguro que alguien adoptaría a esos niños.
En nuestra casa seguro que recibiríamos encantados a uno de esos niños que no los quieren.

Alexia González Barros. Madrid. "


Carta publicada en el diario Ya de Madrid, en 1983.

martes, 14 de octubre de 2008

12 de Octubre

Sí, ya sé que voy con retraso, pero más vale tarde que nunca.
¿Cómo no hacer referencia a este día, lleno de acontecimientos? Virgen del Pilar, día de la Hispanidad, día de las Fuerzas Armadas... No nos cabe todo en 24 horas.
Así que decidimos grabar el desfile y verlo tranquilamente por la tarde. Todo el mundo coincide en que el momento más emocionante es el del homenaje a los caídos. Recordemos la letra de la canción:

Cuando la pena nos alcanza,
por un hermano perdido.
Cuando el adiós dolorido,
busca en la fe su esperanza.
En tu palabra confiamos
con la certeza que Tú:
ya le has devuelto a la vida,
ya le has llevado a la luz. (Bis)

- ¡A mí que me la canten cuando me muera! - decía Charo- Recuerda, tú ya lo has oído: cuando me muera, que me canten esto.

No es para menos. Mientras intentaba contener el nudo que tenía en la garganta, pensaba en esas raíces cristianas que algunos se empeñan en ignorar, y que se palpan continuamente: Virgen del Pilar, Patrona de la Guardia Civil; Inmaculada Concepción, Patrona de Infantería; Santiago Apóstol, Patrono de Caballería; Santa Bárbara, Patrona de Artillería; Nuestra Sra. de Loreto, Patrona de Aviación; Virgen del Carmen, Patrona de la Marina... Y así podríamos seguir.

Ah, y ¡VIVA ESPAÑA! Por supuesto.

miércoles, 8 de octubre de 2008

Educación para la cernicalería


- ¿Qué tal tu Epc?- pregunté a aquella profesora.

- ¿Qué tal mi Epc o qué tal yo dando la Epc?

Entiendo.


viernes, 3 de octubre de 2008

Estado del bienestar


- Me toca pagarme el tratamiento.- dijo el joven paciente a la enfermera que se lo inyectaba.

- ¿No te lo han subvencionado?

- No. Ahora estoy de pensionista con mis padres, pero cuando empiece a trabajar, tendré que pagármelo y se me va el sueldo. Imagínate: mil euros estos dos frasquitos que me estás poniendo, más otros cuatrocientos de las pastillas que estoy tomando. Así cada mes. ¿Qué hago? Tendré que trabajar sin darme de alta.

- No, eso no puedes hacerlo, tampoco te compensa. Ten en cuenta que...

- Sí, ya lo sé. Pero es que es muchísimo dinero.

- Es una pasada.- reconocía la enfermera.

- Pero es que alguna vez tendré que trabajar. Y entonces, todos los meses mil cuatrocientos euros para mantenerme en pie...

La supervisora, que pasaba por allí y acertó a oír el problema, intervino:

- Es que eso de que no os subvencionen los tratamientos que necesitáis, me parece de-men-cial. Y encima, luego se gastan el dinero en chorradas.

Y yo, que no tenía más remedio que permanecer al lado durante la conversación, reconozco que me agobiaba por momentos. Verdaderamente, era una situación grotesca.

Al próximo que le oiga hablar de "cambio de sexo gratuito", lo plancho.

Nota: Que conste, para los profanos en estas lides, que el chico no exageraba dando cifras. Podría certificarlo.


lunes, 29 de septiembre de 2008

Él

Nunca hablo de música. Sé tan poco que siempre consigo ganarme alguna mirada de incredulidad cuando digo que no conozco este o aquel grupo o individuo (o individua). Digamos que me limito a escuchar y disfrutar si me gusta, sin preocuparme de quién pone la voz.

Pero éste es un caso diferente. El Jugador produjo en mí desde el principio una mella especial. Conozco esta canción desde mi más tierna infancia, y hoy en día aún tiene la extraña virtud de hacerme desconectar absolutamente de todo en cuanto llega a mis oídos. Eso sí, siempre y cuando esté interpretada por "ÉL", es decir, Kenny Rogers. Si no, no es El Jugador, sino un vil sucedáneo. Casi diría que una falsificación.

La letra en español también mola, un día la vi no sé dónde. La he buscado por internet traducida, pero no la encuentro. Además, ahora resulta que Youtube se me ha puesto borde y no me deja visualizar los vídeos, porque dice que tengo desactivado javascript. ¿Alguien sabe cómo se activa, dicho sea de paso?

Esta versión no es la mejor, pero es especialmente simpática. El bailoteo que se pega el viejales al final no tiene desperdicio:



jueves, 25 de septiembre de 2008

Nadie dijo que fuera fácil


Sólo que no hay que emperrarse en que "no es para mí".

Dice Mª Jesús, bloguera de "pro", que lo pinto demasiado fácil. Que a veces las ideas no fluyen como quien abre el grifo. Las palabras son mías, pero creo entender que ése es el asunto. Y tiene razón. Por eso voy a matizar.

Todo blog es "analógico": tiene momentos de subida y otros de cierto declive. Hay entradas que te chupas los dedos y otras que el único fin que tienen es decir que sigues ahí, que no se vayan todavía, que habrá más; que ahora hay sequía creativa, pero que tarde o temprano llegará de golpe (y sin lápiz a mano, seguro) esa idea luminosa que terminará con forma de post (1). Tampoco hay que escribir todos los días. Pero si los periodos de actualización son cada vez más largos, algo sucede. Ya he visto varios blogs que han muerto por el camino, y lo malo es que ha sido un camino muy corto. Una verdadera lástima. Pero al menos lo intentaron.

Nadie dijo que fuera fácil. Pero eso de poner la falta de tiempo como barrera de entrada, suena a excusa que tira "patrás".

(1) ¡Cómo odio los anglicismos!

martes, 23 de septiembre de 2008

A cuestas con el tiempo (cronológico)


- Está muy bien eso, pero claro, hay que tener tiempo.

Pues la verdad, no sé cómo tomármelo. O sea, que los que llevamos un blog es porque tenemos tiempo y un día decimos "oye, pues voy a entretenerme haciendo un blog y así ocupo un poco el tiempo".

- ¡Nooo, a ver si me entiendes, mujer, que lo coges todo por donde quema!
- ¡Je! Es que soy de Valladolid. Si no querías decir eso, ¿por qué lo has dicho?

A estas alturas mi intrerlocutora ya estaba desconcertada y, todo hay que decirlo, un pelín mosca, así que decidí echar un capote:

- Te he entendido de sobra: que hay que invertir un tiempo que tú no encuentras por ningún lado.
- Eso.
- Vale. Pues partamos de ahí: "que no lo encuentras", no que no lo tengas. Porque la blogosfera, aunque no voy a poner ejemplos, está plagada de blogueros que, a juzgar por su situación profesional o familiar, no tienen tiempo. Sin contar los que conozco personalmente, claro.
- No, sí, claro, pero...
- Además, yo tengo la teoría de que un blog se saca en el autobús o andando por la calle. Es cuando surgen las ideas, las vas elaborando, las unes, y cuando llegas delante de la pantalla, te comes el teclado y en diez o quince minutos has hecho la entrada.
- Es que yo voy en coche y tengo que ir atenta a la conducción. De todos modos, sigo pensando que hay que dedicarle un tiempo.

Desde luego. Pero es que a lo mejor debes dedicárselo.

viernes, 19 de septiembre de 2008

Somos más de los que parece


Cuatro fornidos trabajadores acababan de llegar al hotel en busca de alojamiento y les informaba de la situación:
- Pues la verdad es que sólo quedan dos habitaciones dobles, pero...
- ¡Ah, perfecto! Dos y dos - dijo uno, señalando con su mano los dos evidentes grupos en que parecía resolverse la situación.
- No, pero es que resulta que una de ellas es con cama matrimonial, y...
La cara que pusieron los cuatro antes de saltar en carcajadas fue indescriptible.
- ¡A ver, tíos! ¡Yo no, ¿eh?!
- ¡Ni yo, ni yo!
- ¡A mí no me miréis!
- Lo que sí puede ser -traté de poner un poco de orden- es que en la matrimonial entre uno sólo, con el precio más reducido, pero aun así hay alguien que se queda fuera.
- ¿Y no hay nada más?
- Lo siento, pero para hoy no.
Al final decidieron quedarse dos y los demás encontraron otro alojamiento.
Sentidos comunes todavía hay. Pero claro, ellos no son noticia.

martes, 16 de septiembre de 2008

Sentando cátedra

- ¡Que sí, que es lo mejor, te lo digo yo!
Ciertamente, treinta años de experiencia eran dignos de tenerse en cuenta.
- Uno con una -continuó, remachando con la punta del índice y pulgar juntas-, casados como es debido, por la Iglesia o el "juzgao", pero casados, desde ahora y hasta el final. Así es como salen las cosas adelante y los hijos bien "criaos". Eso de juntarse a ver qué pasa es no echarle a la vida lo que hay que echarle. Además, es incomodísimo para el papeleo, siempre con explicaciones y especificaciones: "estado civil, casado; no, soltero, bueno, amontonado; en fin, depende, ¿para qué es?" Y así. Aparte que ya digo, para los chicos es lo mejor.

Quien así hablaba no era ningún miembro del foro para la familia, sino un comunista descreído, padre de una de mis mejores amigas. Me hacía gracia, porque lo explicaba como si tuviera que convencerme de lo que estaba diciendo, pero lo cierto es que mi cara de flipe respondía más bien al hecho de que nunca había oído defender el matrimonio con tanta firmeza y a la vez con argumentos tan simples y materiales.

El vídeo es del blog de Aldeafuente. Os lo recomiendo.

domingo, 7 de septiembre de 2008

¿Me estoy haciendo vieja?

Lo digo porque se supone que en Valladolid estamos en fiestas y ya he dicho solemnemente y ante notario que voy a permanecer de la calle lo más alejada posible. No estoy dispuesta a que ningún gracioso me riegue de arriba a abajo con su asqueroso calimocho y encima no pueda partirle a gusto la cara por ello (algún día hablaré de esto). Si en carnavales sale a la calle el lado más oscuro de cada uno, aquí lo hace el lado más salvaje. Toda la tensión acumulada durante el año sale ahora de un golpe al exterior. Todo es lícito. Todo vale.
No obstante, la Virgen de San Lorenzo sale toda gallarda en procesión el día 8, como está mandado.




Lo que no sé es por qué no la llevan por la alfombra de flores, que para eso la han confeccionado. Parece que tuvieran miedo de pisarla.

Antes celebrábamos San Mateo, la verdad es que desconozco por qué. Pero siempre llovía a raudales, de modo que se adelantaron las fiestas una semana y así se celebraba la verdadera patrona, que es la Virgen de San Lorenzo. Sí, sí, se llama así (todo el mundo lo pregunta) porque, después de encontrarla en el escondrijo donde se hallaba oculta por temor a la invasión musulmana, se la acomodó en una ermita dedicada a San Lorenzo. Posteriormente fue edificada una Iglesia de San Lorenzo y allí se trasladó también la imagen.
Esperemos que no tenga que regresar algún día a aquel escondrijo u otro parecido.
Que no las tengo todas conmigo.

domingo, 31 de agosto de 2008

¡Ay, ay!...

¡Tengo que poner algo, que llevo ya más de una semana con esto quieto! Y que no se me ocurre nada, pardiez.
Pero esto le ocurre a los mejores genios. Ejem... El mismísimo Francisco Ibáñez cuenta que a veces, en medio de la noche, se levantaba de la cama para tomar nota de una idea que acababa de ocurrírsele, porque después de haber estado toda la tarde pensando infructuosamente, no podía dejar pasar esa oportunidad, esa idea luminosa, a riesgo de que volase y no regresara. Y así salían los grandes álbumes de su época de esplendor, que duró hasta los años setenta, aproximadamente.
¿Será esta noche cuando interrumpa mi sueño con una bloggeridea luminosa?

Ahí va un vídeo de los que tengo guardados para situaciones de emergencia como ésta. Hace un tiempo bromeábamos en este blog con la conducción femenina. Veamos ahora el otro lado de la moneda:


viernes, 22 de agosto de 2008

¿Hacía falta?

Salvaje. Ésa es la palabra. No le conozco personalmente, pero en una conocida página web hay un vídeo suyo de la catástrofe de Barajas. El vídeo es de lo más casero, y está tomado desde la ventana de su empresa, apenas unos minutos después de estrellarse el avión. El tipo habla al mismo tiempo con una tal Susana, a la que está intentando convencer de que la columna de humo que están viendo es de un accidente, que no es cualquier cosa. Y para ilustrar el asunto, suelta una blasfemia como la copa un pino.
¿Hacía falta? ¿No es el idioma castellano suficientemente expresivo sin necesidad de recurrir a bajezas como ésa? ¿Qué tal si empiezo a acordarme yo de la madre que lo alumbró a él, así, digo, para equilibrar la cuestión? Muy mal, ¿no? ¿Qué culpa tendrá la pobre señora de los rebuznos de su hijo?
Pues eso.

sábado, 16 de agosto de 2008

¡Una que sabe nacer!


Fue la respuesta que le di una vez a alguien que me dijo que el 15 de Agosto había sido un buen día para venir a este mundo.

Siempre he estado muy orgullosa de compartir celebración con la Virgen, aunque me temo que no puedo evitar que Ella se lleve la mayor parte de la atención. Qué le vamos a hacer, lo uno por lo otro.

martes, 12 de agosto de 2008

Cuando las cosas interesan

Hace unos años:
Por fin encontramos el castillo ése que nos habían dicho que no nos fuéramos sin ver. Lo contemplamos unos instantes desde la verja de fuera y por fin rompí el silencio:
- Bueno, pues vamos a entrar, ¿no?
- No se puede.
La respuesta de Belén me sorprendió. Observé el muro una vez más.
- ¿Dónde dice que no se puede? Yo no veo ningún cartel ni nada.
- No, claro. Pero hay una puerta cerrada a más no poder con un cerrojo de los del siglo XIV, de unos veinte kilos y un candado a juego colgando de la cerradura.
- ¿Y...?
Ahora, cuatro pares de ojos me miraban sin pestañear. Insistí:
- Pero es que no pone nada. Podemos saltar y...
No, no llegamos a entrar. Nunca lo entendí. No ponía nada.

--------------------------------

Ayer:
- Queremos ver esta peli con cañón. Podemos enfocar a esa pared. Supongo que no habrá problema. ¿Me ayudas?
- Sí, cómo no.
Muy dispuesta yo, a echar un cable (nunca mejor dicho), agarramos el cañón, altavoces... Pero para hacer la conexión había que hacer una labor de espeleología por detrás y dentro del mueble cerrado que contenía reproductor de vídeo, DVD, pantalla de TV, marañas de cables coaxiales, euroconectores, polvo, libros de instrucciones y restos fósiles del siglo V A.C.
Después de varias conexiones, apareció la imagen.
- Parece que no hay sonido.
- Me da que no. ¿Y si los conectamos a los bafles de la sala?
Como suele suceder en estas ocasiones, a estas alturas ya no éramos sólo dos. Cuatro o cinco más se habían unido con la sana intención de ayudar en lo que pudieran.
- Creo que hay que conectar desde la tele.
- No, el sonido sale del DVD.
- ¡Hala, que no! Sale por la tele y entonces...
- Nooo, a ver, trae, este cable, ¿de dónde viene? Ah, espera. Está conectado a la tele, o sea, por detrás. Ya lo tenemos.
- Sí, hay que sacar la tele, o volverla.
¿Sacar la tele? ¿Con sus 300 y pico kilos? Para mí estaba clarísimo que se acababa la idea del cañón. Veríamos la peli al sistema tradicional. Mientras lo pensaba, la tele había sido girada, desconectada su salida de sonido, vuelta a conectar en el lugar correspondiente y preparada la imagen. Todo funcionó correctamente.
Qué tiempos aquellos, en los que un miserable cerrojo no era obstáculo. Tendré que revisar mis actitudes, como dicen los psicopijos.

viernes, 8 de agosto de 2008

Aviso importante

De aquí y hasta el día 24 intentaré "postear" como si nada sucediera, aunque sí sucede: verano, vacaciones, en fin, esas cosas.

Por si pasan varios días y esto no se mueve, que nadie piense que he fenecido víctima del calor babilónico que nos ha atenazado hasta ahora, aunque parece haber remitido un poco. Se tratará de una simple escasez de acceso a internet. O de overbooking en el uso de los ordenadores compartidos.

Bueno, portaos bien y guardaos de tipos como éste:


miércoles, 6 de agosto de 2008

¡Toy enfadada!


¿Habéis experimentado alguna vez la dulzura que provoca estar contando los días que quedan para vacaciones, estar saboreando por anticipado ese día señalado, haber hecho planes ya para ese día, y que DOS DÍAS ANTES te digan que hubo un malentendido y que terminas un día después?

De acuerdo, es sólo un día. Pero yo ya había hecho planes, caramba.

¡¡GRRRMPFJ!!

martes, 5 de agosto de 2008

jueves, 31 de julio de 2008

Maestros del "cueling"


Cueling: Dícese de la práctica de colarse en cualquier parte, con o sin pretexto, adelantándose descaradamente al turno que a uno le corresponde.

Aunque el cueling puede ser practicado por todo tipo de personas, existen veraderos maestros en este arte. Un ejemplo de esta maestría lo presentan ciertas amas de casa, a quienes la vida ha enseñado a recuperar el tiempo perdido hablando durante horas a la puerta de la tienda, adelantándose a su turno una vez que, por fin, han entrado:

- ¡Ay, hijo! -cara de estrés- ¿Me puedes dar el pan? Sólo quiero eso. Es que tengo una prisa...

Ésta es la excusa más empleada, aunque las hay para todos los gustos:

- ¿Me pueden dejar pasar? - nos preguntó la mujer a otras cuatro o cinco que hacíamos cola civilizadamente para pagar nuestras rebajas- Es que tengo a mi marido esperando en doble fila con el coche y a lo mejor le multan.

También en la peluquería hay alguien que SIEMPRE tiene cita con el médico.

- ¡Uf, menudo día llevo! -al entrar- ¡Pues me tengo que ir luego al médico corriendo! No me va a dar tiempo... -mira el reloj- No sabía que tuvieras tanta gente hoy, Marga. Ay, es que... fíjate, pues lo tengo a la una. ¿No... no me dejarían pasar...?

En la sala de espera del médico, sin embargo, el cueling suele ser practicado con otro tipo de excusas o, simplemente, sin ellas. Los pasillos de la seguridad social, con sus idas y venidas constantes, propician la intromisión en el despacho del médico de personajes anónimos y aparentemente "despistados", que entran para preguntar no sé qué.

- Sólo es para preguntar, es que no sé si me ha llamado, como llama de tres en tres y acabo de llegar...

El cueling no respeta lugares ni circunstancias, habiéndose introducido incluso en las iglesias. Porque, aunque en España la gente no haga cola para santiguarse (según el ministro de algo), hete aquí que sí que se hace para confesarse. Y a veces hay hasta "peleas".

- ¿Me pueden dejar pasar, por favor? Es que tengo el coche en zona azul y se me acaba el tiempo...

Eso sí, las instrucciones para no ser víctima de tan despiadada práctica o vicio por parte de otros, son la mar de sencillas:

En la tienda habitual:

- Pues ya ve, yo vengo por un donut y aquí estamos.

En las rebajas:

- Es que venir de compras con el coche es un problema. Que se dé una vuelta por ahí y mientras tanto pasamos todas. Con la de obras que hay por todas partes, seguro que sale usted antes de que vuelva su marido.

En la pelu:

- Huy, pues me da que vas a tener que venir otro día, ¿eh? Porque tienes razón que somos muchas. Yo que tú no me agobiaba. Mañana a primera hora, aquí. Seguro que vas la primera. Yo por eso he madrugado, no te creas.

En el médico:

- Vale, pero pregunte desde la puerta, ¿eh?

En las confesiones:

- Vete a cambiar tranquilamente el ticket, yo cuido de tu sitio.

El cueling practicado por hombres es menos frecuente, pero mucho más violento, no tan sutil. En Correos, un individuo intentó robarme el turno, cuando todavía no utilizaban el sistema de numeritos. De veras: le vi entrar. Estaba después que yo. Al ver frustrado su intento, primero me insultó, luego me dijo que qué poca educación tenía (??!) y, finalmente, fue enviado a la ventanilla de al lado, donde correspondía su asunto.

España, dulce hogar.

** Dato curioso: buscando en google una imagen de gente en cola, he tenido que poner "inem" y es donde más imágenes de gente esperando he obtenido. Qué cosas, ¿eh?

martes, 29 de julio de 2008

Ahora Burgos

Seguimos de ruta turística por Castilla. Tras vivir toda mi vida a tan sólo unos 120 km de Burgos, por fin el año pasado conseguí visitarlo. Eso sí, la mitad del día se la llevó la Catedral y alrededores. El resto, unas cañitas en el llamado "Castillo".

Al salir de la Catedral y oír mis comentarios de admiración, una de mis compañeras, leonesa ella, pero residente en Valladolid, me dijo:

- Esto es una catedral, ¿eh? ¿A que sí? ¿A que sí?
- Que sí, mujer.

Si no se lo digo revienta.

Con todos vosotros, Burgos:

viernes, 25 de julio de 2008

Un voluntario


A partir de cierta experiencia curiosa que nos cuenta, Jesús Sanz Rioja saca la conclusión de que hay que rezar más por los curas que tenemos y que, además, quedan pocos.

Cierto. Es una triste evidencia indiscutible que, de los poquísimos jóvenes que entran a los seminarios, sólo una pequeña cantidad salen con cuentagotas de precisión para ordenarse.

Los motivos, por supuesto, son mucho más profundos que el que esgrimía aquella paisana al salir de la parroquia de mi barrio:

- Es como dice mi marido: si les dejaran casarse...

Claro, claro. ¿Cómo no se nos había ocurrido? La próxima vez preguntaremos a su marido. Pero, ¿dónde encontrarle? Porque nunca lo veo por aquí. Ah, que no entra nunca en la iglesia. Ya. Pero sabe mucho de esto, por lo que veo.

Yo creo que para ser sacerdote, hay que tener, entre otras cosas, una buena dosis de convicción. No vale estar "a medias". Es algo parecido (no igual, por supuesto) a hacer una dieta a medias. Uno está contrariado, y en ocasiones angustiado, porque no come todo lo que quisiera. Pasa hambre, o "necesidad", como dice mi madre, envidia de lo que comen los demás, y encima, como no lo está haciendo bien, no baja peso, o sea, no hay gratificación al esfuerzo realizado, poco o mucho. Al sacerdote las pequeñas gratificaciones a su servicio generoso (ya vendrá la grande) le llegan en forma de experiencias como las que nos cuenta Don Enrique en sus entradas con la etiqueta "Es grande ser cura".

Si no hay convicción plena, los desprecios, las calumnias y las críticas pueden con cualquiera. Porque a veces, las críticas no son tan insulsas como las que suelo oír del sacerdote del hospital en cuanto se da la vuelta.

- Ha engordado este hombre, ¿no?
- Los curas, que se pegan una vida....

El malintencionado era el segundo. La primera señora lo dijo sin ánimo de ofender, dada su respuesta:

- Ya. Pero, si se dan tan buena vida, ¿por qué no se anima más gente a serlo, no cree?

Bravo, señora. Muy buena observación.

Que sí, que sí. Que voluntarios hay pocos. Eso sí, algunos desde pequeños, se ponen tan a tiro...

- ¿Qué haces? - le preguntó el profe a aquel pequeñajo al que encontró solo en el oratorio del cole.
- Estoy rezando.
- Ah. Y, ¿qué le pides a Jesús?
- No, nada. No le estaba pidiendo nada. Yo le miro y le pregunto si puedo ayudarle en algo.


miércoles, 23 de julio de 2008

La historia del caballero Antek

Iba a copiar y pegar, pero con lo chulo que queda con las fotos y tal, casi que lo redirijo y lo leéis directamente.
Para que luego digan que a los ocho años es pronto para hacer la Comunión porque no son capaces de entender nada. Aquí os presento

Hecho real. Cualquier parecido con la ficción es pura coincidencia.

domingo, 20 de julio de 2008

JMJ 2011 en Madrid


Oye, pues me ha hecho ilusión. Lo oí en la radio del coche y solté el volante para decir BIEEEEENNNN!!!!! Y lo volví a agarrar inmediatamente. Que nadie tome ejemplo de esto. Fue un pequeño lapsus que nunca me había sucedido.

Y luego, la desilusión: será en el 2011. ¿Hasta dentro de tres años nadaaa? Pero si para entonces tendré.... ¡Dios mío, seré una vieja decrépita! Además, en tres larguísimos años, ¡pueden suceder tantas cosas!

viernes, 18 de julio de 2008

Aireando el terruño

Por lo general, la gente de Valladolid es bastante despegadilla de su tierra. Es frecuente que, si se les pregunta sobre el tema, respondan: "Es que en Valladolid no hay nada". Lo tienen todo tan visto que carecen de capacidad de admiración ante las cosas. Y como los de fuera topen con un nefasto cicerone que les diga eso, se quedan, efectivamente, sin saber nada y se marchan con la idea de que su paso por aquí ha sido en balde. Al pobre Alejops le ha sucedido algo así, según me contó hace varias entradas.

Como una tiene su corazoncito, incrusto aquí un documento multimedia para quien esté interesado en hacer una ruta estas vacaciones por la zona interior de España. De momento presento sólo Valladolid. Ya irán saliendo las demás.

Por cierto, no sé quiénes son las señoras que aparecen al final del vídeo. Supongo que son las autoras, que me da que son asturianas. Si el vídeo es suyo, tienen todo el derecho a estar ahí. Espero que no se me enfaden por haber echado mano de él, pero estaba en youtube para uso público, así que...


lunes, 14 de julio de 2008

La batalla de Moclín

Que de verdad, que es que somos la rebomba, ¿eh? Esto sólo pasa en España.

Resulta que en el municipio de Rioseco se ha conmemorado estos días, como todos los años, la batalla de Moclín contra los franchutes de Napoleón. Algo por todo lo alto, no veáis. Con uniformes, cañones y todo. Yo estuve allí. En la recreación, se entiende, no en la batalla del ochocientos y pico. Fue hace dos o tres años, no sé. Pasábamos por allí unas cuantas colegas y nos quedamos a verlo. Yo no sabía de qué iba, que si no, me quedo en el bar tan ricamente y que se despellejen entre ellos.

Pues eso, que gabachos y españoles se zurraron aquel día la badana en Rioseco y aquello abrió la Guerra de la Independencia, o por lo menos eso dicen. Y se conmemora todos los años. Lo gracioso del caso es que en esta batalla que, insisto, se conmemora, los españoles PERDIEROOOONNN. Sí.

Y van y lo conmemoran.

Los propios españoles.

En territorio español.

Aing!

Todavía recuerdo al pirado vestido de francés, miembro de no sé qué asociación napoleónica, que después de la pantomima, hablaba con una de mis chicas.

- ... España podía haber sido un gran país si se llega a aliar con Napoleón. Pero no pudo ser. Todo por no decir "viva el emperador". Todo esto demuestra que vivimos en un país de cretinos.

Sí, sí. No hay más que oírte hablar, macho. Porque el sujeto en cuestión era español.

Es el único detalle que me incomoda de todo. Por lo demás, hay que reconocer que montan un cuadro de lo más espectacular. Ved, ved:




sábado, 12 de julio de 2008

"Crimen" en el Museo de Cera

Hace unos días se cargaron la réplica de Hitler recién colocadita en el Museo de Berlín. El tipo en cuestión le arrancó la cabeza nada más ser inaugurada la figura. La verdad es que, puestos a dar la nota de esta manera, habría quedado mejor hacerlo de un mandoble a lo sarraceno medieval. Total, la multa iba a ser la misma, es decir, ninguna, y habría dado muchíiisimo más que hablar de lo que ya de por sí ha dado y habría quedado más lustroso. Arrancarla de cuajo, sin más, no deja de ser una cutredad.
Ninguna multa, ninguna, eso he dicho. Porque ahora resulta que el tipo es insolvente y, claro, a ver cómo exprimimos a un tipo que no tiene jugo. Además, se veía venir.
Ahora dicen que "Los críticos afirman que es de mal gusto e inapropiado exponer una réplica de un hombre que provocó una guerra en todo el continente y que además fue el responsable de la muerte de millones de judíos, gitanos, homosexuales y disidentes políticos, en un museo que se presenta como un lugar de entretenimiento."
Sí, pero me temo que eso ya no tiene remedio. Total, no se trata de ninguna estatua ni monumento a su memoria, sino una simple y llana réplica para ver y pasar a la siguiente. Como dice la directora del museo, se trata de representar la realidad. En este caso, la historia. Y la historia no se puede cambiar. Hitler forma parte de ella de un modo u otro, aunque sea con un papel tan deprimente como el suyo. Igual que formarán parte de la historia Lenin o Fidel Castro, y nadie se plantea retirar su réplica de los museos (entre ellos los españoles), pese a su afiliación al comunismo, responsable éste de cerca de cien millones de asesinatos, que se dice pronto.
Jo, Hitler, qué bien les has venido a los comunistas, macho. Sin ti, ¿cómo habrían conseguido desviar la atención del mundo de toda su mole de crímenes?
Sí, bueno, algo habrían inventado. Menudos son.

lunes, 7 de julio de 2008

El muerdetrofeos


Digan lo que digan, me parece un gesto feísimo. Los trofeos hay que recogerlos con la misma personalidad con que se pierde. Con alegría, pero si extravagancias. No hace falta tirarse al suelo y retorcerse al dar el último pelotazo del partido. Con dar un grito y levantar los brazos ya vale. Luego, se sonríe caballerosamente, se saluda al público, se da la mano al rival, se levanta el trofeo en alto para que lo veamos todos, en fin, todo eso. Pero morderlo, como para comprobar si es auténtico, no sé. Que no.
¿Tendrá un contrato con alguna marca de dentífrico?


miércoles, 2 de julio de 2008

Seguimos

Mientras se me ocurre algo, que cuidado que estoy espesa últimamente, ahí va una tontada que me ha hecho gracia.

martes, 1 de julio de 2008

El gran provocador

Dice que vio pasar a España de cuartos, después de cinco lustros, y que le dio igual.

Que España llegó a la final, que él no lo vio, pero que se quedó tan campante.

Que el día que España volvía a ganar la Eurocopa desde los tiempos de Franco, él dormía a pata suelta.

¿Se pué aguantá?

¿Quién se esconde tras esa intrigante sombra? ¿Quién es este Gran Provocador, digno de ocupar un puesto en los expositores del Museo de Ciencias Naturales, como ejemplar único en su especie?

viernes, 27 de junio de 2008

¡¡¡ESPAÑA!!!


Que sí, que sí. Que el orgullo nacional, la sensación de patria, el color de la bandera, todo eso sigue ahí. Lo que pasa es que a algunos (a muchos) hay que saber tocarles la fibra. Y en este caso, la fibra es el "fúrbol". Mientras eso siga ahí, la unidad de España tiene un hilito de esperanza.

domingo, 22 de junio de 2008

Exultación


Tengo una capacidad asombrosa para que todos los grandes acontecimientos me pillen trabajando. En fin, gracias a Dios que lo hay. España acaba de pasar a semifinales. Me he enterado por el jaleo de la calle.

Unos chavales enanísimos gritan a voz en cuello "ESPAÑA, ESPAÑA!!!! ". Qué ricos.

Que haya que llegar a semifinales para oír eso por la calle...

Disfrutemos del momento.

jueves, 19 de junio de 2008

Saber mirar

Dentro de poco empezará a verse guiris por la calle. Ya van llegando algunos al hotel. De momento con cuentagotas, pero van llegando.

¡Que sí, que sí! Que a Valladolid también vienen turistas, fíjate. Y hasta se van contentos. Lo valoran mucho más que los autóctonos, que cuando se les pregunta qué puede verse aquí no saben ni qué decir. Tan acostumbrados están al Museo de Escultura, al de Colón, a San Pablo, al Palacio Real (actual Capitanía), al Paseo de la Rosaleda, al Pasaje Gutiérrez, a la Academia de Caballería, al Palacio de Santa Cruz, a los edificios del casco viejo, etc, que se quedan mudos ante la pregunta. Por no hablar de los edificios religiosos, iglesias y conventos. Y si no, que se lo digan a aquel gallego de llegó al hotel:

- Muchas iglesias aquí, ¿no? Sales de una y ya ves otra a dos pasos. O otras dos, o tres...

Ya, es que aquí no las quemaron. Imagino que esto sería igual en toda España antes de los años treinta, pero claro, eso a él no se lo habían enseñado en clase de historia.

Veinteañero, pobre. Le pilló la LOGSE y la amnesia histórica.

martes, 17 de junio de 2008

In albis

...

.....
......

......................................

......
...... ........ .............


Esto es una gansada. Pero es que llevo una semana que no se me ocurre nada.

sábado, 7 de junio de 2008

Tras la ventanilla


Ya quedan pocas ventanillas en los trámites administrativos. Han sido sustituidas por mostradores, o mesas, ante las que el honrado ciudadano se sienta cómodamente y gestiona lo que venía a gestionar. Eso sí, el funcionario/a que tenía cara de perro/a, sigue teniéndola. Si tiene que poner dificultades, sigue poniéndolas. Si el honrado ciudadano tiene que volver mañana, volverá mañana. Y si le piden que traiga un melón, tendrá que traer un melón. Y que esté maduro, por favor.

Con lo sencilla que podrían hacer la vida, si quisieran. Sobre todo con los que somos tan torpes con el papeleo. Y si no, véase el ejemplo de la semana pasada:

El SACYL (a saber, "Sanidad Castilla y León", para los de fuera) había prometido subvencionarme cierto material para mis desmejoradas manos. Ahí iba yo con mis papeles a la gerencia. Había repasado una y mil veces la documentación que ponía en la solicitud que tenía que llevar. Pero, como siempre que voy a hacer algo me toca volver otra vez, no conseguía librarme de cierta inquietud.

- Buenos días.
- Buenos días.- El funcionario me miró por encima de las gafas. Incluso creí atisbar una sonrisa.
- Vengo a entregar una documentación, no sé si es aquí.
- A ver...

Le alargué las dos solicitudes.

- Me han dicho que, como son dos manos, que tengo que pedir una subvención para cada una.
- ¡Claro, sí, sí! Veamos, esto es lo del médico, esto son los datos...
- Bueno, sobre eso quería decirle que no está completo, porque hay algunas cosas que no sé a qué se refiere. Ahí, por ejemplo, donde pone...
- Ah, sí, ya veo. Bien, Fulanita Mengánez, ¿quién es?
- Yo.
- ¿Y el titular?
- Yo también. O sea, yo soy todo, en resumen. Es que como pide el número y no cabe en los cuadrantes, no sé si es que se trata de otro número, o es que hay parte del número que no hay que poner, o que...
- Nada, ya está. Esto es así, ¿ves?
- Ah. No pasa nada por salirse del espacio.
- No, mujer. ¿Qué más? A ver, el certificado del banco...
- Sí, aquí.
- ¿Sólo me traes uno?

Vaya. "Vuelva usted mañana", ya verás.

- Ya. Que como son dos solicitudes, tenía que haber traído dos certificados, claro. No me he dado cuenta.
- Bueno, no hay problema.

Y sacó una fotocopia.

- ¿Traes la factura?
- Sí, lo que pasa es que me han incluido los dos cacharros en una sola factura. Pero tengo un duplicado. ¿Vale así?
- Sí, mira, aquí ponemos "izquiera" y aquí "derecha". ¿La fotocopia del DNI y tarjeta del SACYL?
- Aquí están. Pero me pasa como con el certificado, que no me he dado cuenta y traigo sólo una.

Toma el papel y ¡FFFFLOP!, fotocopia al canto.

- Bien, ya lo tenemos todo. En un mes y medio te hacemos una transferencia.
- Muchas gracias.
- ¡De nada! (sonrisa de oreja a oreja, ahora sí estoy segura)

Sí, señor. He ahí un tipo descomplicado, acostumbrado a resolver problemas. Por suerte, no todos son iguales.

martes, 3 de junio de 2008

La monda

Iba a poner un vídeo que vi hace un tiempo. Tenía su gracia. Iba de la ilegalidad de bajarse música, lo que "arruina" a los artistas y casas discográficas, que por culpa de semejantes maniobras, ya no pueden instalarse sus minibares de oro que tenían previstos en su mansión. Ni regalarles islas en el caribe a sus hijos, tendrán que conformarse con alguna playa privada. Ni tampoco podrán comprarse el modelo de avión que tanto deseaban, sino una versión inferior, etc, etc.

He ido a buscar ese vídeo. Cuando lo encuentro y voy a ponerlo en marcha, mensaje:
"Este vídeo ha sido retirado por haber sido violados los derechos de autor de su propietario".

Ah, bien.

domingo, 1 de junio de 2008

Malos recuerdos

Hace unos días adelanté caminando por la calle a dos jubilados. Llegó a mi oído un trozo de la conversación que llevaban:
- Yo no me he considerado bueno nunca. A misa sí he ido, pero cuando no se puede, porque estoy de vacaciones o tal, pues oye, no...
- Claro, claro, ahí está...- el otro apoyaba.
Esto habría sido intrascendente, incluso me habría hecho gracia, de no ser porque recordé el otro suceso.
Varios compañeros de curso tomábamos café en un descanso de las clases. El periódico, que uno de ellos leía, hablaba de la violación de unas misioneras en no me acuerdo qué país africano.
- Bueno, pues mira, que espabilen.
- ¿Cómo que espabilen? Ya han espabilado. Te creerás que han tenido que obligarlas mucho. Son ellas las que lo están deseando.
- Ya lo sé -respondió el primero-. Es por eso por lo que no me explico que los curas vayan diciendo que ellos son los mejores. No se puede estar sin (aquí metió un verbo equivalente a "tener relaciones"). Porque los demás no tenemos inconveniente en reconocerlo, pero ellos, ¿a quién pretenden engañar?
- Bla, bla, bla....
Desconozco cómo siguió aquella bandada de ladridos. Sólo que me quedé tan flipada por lo que oía que no conseguía articular palabra (literal). Así que me levanté y me largué. Tardé un tiempo en volver a hablarles. Y por entonces sí que era joven, aunque estos dos muermos tendrían ya sus buenos treinta y tantos.
Un odio así a lo católico sólo puede venir de dos cauces: del comunismo (y si no, que se lo digan a los mártires de la Guerra Civil) o, más discretamente, de ciertas sectas.
Estoy un poco harta de los "buenecitos" que reconocen sus vicios y errores (eso sí, sólo los que ellos quieran y seleccionen cuidadosamente), pensando que al hacerlo ya han llegado al cúmulo de la perfección, mientras otros indeseables e hipócritas, que persisten en no revolcarse en su mismo fango, aparecen ante los demás como impolutos. Y esto es lo que peor llevan.
Protestaron Laurita y don Enrique por mis palabras sobre rojos y descreídos. La primera afirmaba que no todos los rojos son descreídos. No pongo en duda que para visitar el blog de don Enrique con la asiduidad con que ella lo hace, hay que tener al menos cierto "remusguillo" por dentro, pese a que el comunismo y sus semejantes son ateos por esencia, cosa que muchos de sus seguidores parecen ignorar. Por su parte, don Enrique afirmaba que el poema de León Felipe que escribió en su blog es buenísimo y que expresa a la perfección los sentimientos de muchos. Y seguro que es buenísimo. Yo no soy capaz de escribir esos versos. Ni otros.
La verdad es que sé poco de León Felipe: que era escritor y de izquierdas. Pero cuando vi aquel poema tan exageradamente humildico, me acordé de aquellos imbéciles del bar y de otros muchos, dándoselas de honrados e íntegros, mientras despellejan a otros como comadres.

jueves, 29 de mayo de 2008

Cambio de última hora

Hoy iba a poner otra entrada muy distinta, pero a última hora me he enterado de esto.
Podría haberos traído la foto al blog directamente, pero, ¿cómo voy a dejar eso en primera plana, para que se vea nada más abrir?
Mejor os abro un ventanuco, para que lo veáis a distancia: pasad, pasad.

miércoles, 28 de mayo de 2008

Fábula de la hormiga y la cigarra


Por lo visto, esto tiene unos años, pero yo no lo había visto.


VERSIÓN CLÁSICA


La hormiga trabaja a brazo partido todo el verano bajo un calor aplastante.
Construye su casa y se aprovisiona de víveres para el invierno.
La cigarra piensa que la hormiga es tonta y se pasa el verano riendo, bailando y jugando.
Cuando llega el invierno, la hormiga se refugia en su casita donde tiene todo lo que le hace falta hasta la primavera.
La cigarra tiritando, sin comida y sin cobijo, muere de frío.
FIN

VERSIÓN ESPAÑOLA


La hormiga trabaja a brazo partido todo el verano bajo un calor aplastante.
Construye su casa y se aprovisiona de víveres para el invierno.
La cigarra piensa que la hormiga es tonta y se pasa el verano riendo, bailando y jugando.
Cuando llega el invierno, la hormiga se refugia en su casita donde tiene todo lo que le hace falta hasta la primavera.
La cigarra tiritando organiza una rueda de prensa en la que se pregunta por qué la hormiga tiene derecho a vivienda y comida cuando quiere, cuando hay otros con menos suerte que ella, que tienen frío y hambre.
La televisión organiza un programa en vivo en el que la cigarra sale pasando frío y calamidades y a la vez muestran extractos del vídeo de la hormiga bien calentita en su casa y con la mesa llena de comida.
Los españoles se sorprenden de que en un país tan moderno como el suyo dejen sufrir a la pobre cigarra mientras que hay otros viven en la abundancia.
Las asociaciones contra la pobreza se manifiestan delante de la casa de la hormiga.
Los periodistas organizan una serie de artículos en los que cuestionan cómo la hormiga se ha enriquecido a espaldas de la cigarra e instan al gobierno a que aumente los impuestos de la hormiga de forma que éstas puedan vivir mejor.
Respondiendo a las encuestas de opinión, el gobierno elabora una ley sobre la igualdad económica y una ley con carácter retroactivo, antidiscriminación.
Los impuestos de la hormiga han aumentado y además le llega una multa porque no contrató a la cigarra como ayudante en verano.
Las autoridades embargan la casa de la hormiga, ya que ésta no tiene suficiente dinero para pagar la multa y los impuestos.
La hormiga se va de España y se instala con éxito en Suiza.
La televisión hace un reportaje donde sale la cigarra con sobrepeso, ya que se ha comido casi todo lo que había mucho antes de que llegue la primavera...
La antigua casa de la hormiga se convierte en albergue social para cigarras y se deteriora al no hacer su inquilino nada para mantenerla en buen estado.
Al gobierno se le reprocha no poner los medios necesarios.
Una comisión de investigación que costará 10 millones de Euros se pone en marcha.
Entre tanto, la cigarra muere de una sobredosis.
La Ser y TVE comentan el fracaso del gobierno para intentar corregir el problema de las desigualdades sociales.
La casa es okupada por una banda de arañas inmigrantes.
El gobierno se felicita por la diversidad cultural de España.
FIN

domingo, 25 de mayo de 2008

Apuntes


Uno de éstos voy a poner yo en la recepción, así, por la parte de atrás, por si me quedo en blanco hablando con algún guiri.

domingo, 18 de mayo de 2008

Cuando las cosas son de gorra

Un día oí decir que los de Valladolid aceptan cualquier cosa, siempre y cuando sea gratis, aunque objetivamente sea una porquería. Más tarde alguien me dijo que esa virtud se extiende a todo el territorio español. Los de Burgos no querían ser menos.



- ¿Qué pasa allí, que hay tanta gente?
- No lo sé, pero dicen que es gratis.
- Ah, pues vamos, ¿no?
- Por supuesto.

Ayer fue el día de los museos y la entrada era gratuita, así que las colas eran kilométricas. Y es que los españoles corremos tras la cultura como lobos, oiga. Pero con esos precios nos lo ponen tan difícil... El bolsillo sangra y se queja cada vez que se le extrae buena parte de su caudal para pagar un libro. También gime cuando ha de satisfacer la cuenta de esas cañitas que nos hemos cepillado en la terraza del bar de la esquina, pero ahí se le pasa pronto. Las terrazas siguen abarrotadas.

Y no digamos para pagar los libros de texto de los niños, cada vez que empieza el curso. A ver cuándo los dan gratis, porque la escolarización se está poniendo por las nubes, y tal... Que todavía tenemos que pagar el crédito de las vacaciones en los Alpes Suizos.

Pero eso de que las cosas sean gratis también tiene su parte oscura. El pasado día 13 de Mayo, además de la Virgen de Fátima, era San Pedro Regalado (je, je, ya nos sabemos la broma, gracias), patrón de Valladolid. Como cada año, el transporte público ese día era gratuito. De año en año, ese pequeño detalle se me olvida, y a punto estuve de hacer el primo y picar el bonobús. Menos mal que la maquinita tenía puesto un precinto anti-desmemoriados como yo. La conductora me tendió solícita el billete a cero euros y entonces caí en la cuenta. Sin embargo, tomar el bus de vuelta fue imposible. A esas horas ya todos los ciudadanos también habían descubierto el detalle y en los autobuses no cabía una mosca.

Caminando, que hace bueno.

miércoles, 14 de mayo de 2008

Nuevo buscador "buigle.com"


He estado probando este nuevo buscador y funciona bastante bien. Utiliza la misma tecnología que Google, sólo que los ingresos generados por la publicidad en el buscador van a ir a parar como donativo a la Iglesia católica para el sostenimiento de sus actividades. Ello contribuirá temporalmente a su autofinanciación y a lograr la total independencia de los poderes políticos, dado que éstos persisten en recortar las legítimas ayudas para todos estos proyectos.

Así que, a todos los que os veáis interesados, os animo fervientemente a utilizarlo. Os lo he puesto fácil, sólo tenéis que picar en la imagen. Dicen que si se bloquea la página con un pop-up hay que apretar las teclas ctrl y alt a la vez para desbloquear, aunque yo no lo he necesitado.

Por cierto, muy útil para padres como página de inicio: tiene filtro para protección de menores.

lunes, 12 de mayo de 2008

¡Que sí, que somos distintos!

Además, hay que tomárselo con gracia, caramba. Véase:

A partir del 1 de junio Caixa de Terrassa inagura el cajero automático en la Plaza del pueblo. Los clientes podrán sacar el dinero de su cuenta sin salir del vehículo. Para poder aprovechar todas las ventajas que ofrece este novedoso sistema, se han dado las siguientes indicaciones a los clientes:

Hombres:

1.- Alinee su vehículo junto al cajero automático.
2.- Abra la ventanilla.
3.- Introduzca su tarjeta de crédito y su código secreto.
4.- Indique la cantidad que desea retirar.
5.- Retire la tarjeta, y recoja el dinero y su comprobante.
6.- Si lo desea, cierre la ventanilla.
7.- Reinicie la marcha.

Mujeres:

1.- Acérquese al cajero automático.
2.- Vuelva a arrancar el motor que se le ha calado.
3.- Vaya en marcha atrás hasta que el cajero vuelva a quedar a su altura.
4.- Abra su ventanilla.
5.- Vacíe el bolso en el asiento del copiloto y busque su tarjeta de crédito.
6.- No es necesario que compruebe ahora su maquillaje en el retrovisor.
7.- Intente introducir ahora su tarjeta de crédito.
8.- Abra la puerta y salga del vehículo para poder llegar al cajero automático que ha quedado demasiado lejos.
9.- Introduzca la tarjeta de crédito.
10.- Retire la tarjeta de crédito y vuelva a introducirla en el sentido correcto.
11.- Coja el bolso, vacíelo de nuevo y busque en la primera pagina de su agenda donde tiene apuntado el numero secreto, bajo el texto "número secreto de mi tarjeta de crédito".
12.- Introduzca el número secreto.
13.- Presione el botón de cancelar e introduzca el numero correcto.
14.- Indique el importe que desea retirar.
15.- No es necesario que utilice ahora su pintalabios, ni que vuelva a comprobar el maquillaje en el retrovisor.
16.- Recoja la tarjeta, el dinero y el comprobante.
17.- Busque el billetero en el bolso y guarde el dinero.
18.- Ponga el comprobante en su libreta de cheques.
19.- Abra la puerta para liberar la gabardina que había pillado antes con la puerta al cerrarla.
20.- Avance su vehículo unos metros.
21.- Vuelva a retroceder hasta el cajero.
22.- Recoja la tarjeta de crédito.
23.- Vacíe el bolso de nuevo para encontrar la funda de la tarjeta.
24.- Mire atrás y compruebe la cola que ha originado, para contárselo a sus amigas.
25.- Arranque el motor que se le ha calado.
26.- Conduzca 4 ó 5 Kilometros.
27.- Quite el freno de mano.

Por supuesto, esto es entre amiguetes. De hecho, cuando conduzco no consiento que ningún idiota me tome el pelo.

miércoles, 7 de mayo de 2008

Mujer al volante


Supongo que este tipo de vídeos están tomados de algún programa de TV. Hoy he vuelto a ver éste desde hace mucho tiempo y me ha hecho gracia.

martes, 6 de mayo de 2008

A quien le pique, que se rasque


Vaya, pues no sabía yo que lo de la entrada anterior podía suscitar piques. Y lo del vídeo tampoco. Que, por cierto, no es de la semana, es del mes. Todo un mes va a estar ahí, y al que le pique, que se rasque. Como dicen las alumnas de don Enrique, es uno de los mayores placeres.

Voy a dejar a un lado los comentarios acerca del vídeo de la "semana mensual", porque, como gustan de decir los demócratas veiteañeros, "es una opinión".

Respecto al otro comentario, que no ha subido al marcador ni subirá, diré que se puede llamar embustero a alguien de muchas formas, pero siempre quiere decir lo mismo. Lo considero, por tanto, un insulto, por muy precedido que vaya de "buen rollo", como dice él. Un insulto que proviene, además, de alguien que no tiene ni idea de lo que está hablando, pero que, por el motivo que sea, se ha picado por lo que he contado.

Pues a rascarse, chato. La realidad supera a la ficción.


miércoles, 30 de abril de 2008

Los nuevos "judas"

- ¡Dámela!
La joven se vio sorprendida y no reaccionó.
- ¡He dicho que me la des! - insistió la señora.
Al principio pensé que la joven le habría quitado algo y su dueña querría recuperarlo. No era extraño. Hacía poco que los sacerdotes de aquella iglesia habían advertido a los fieles que no dejasen nada distraídamente en los bancos, ya que había quienes no entraban a rezar, sino a llevarse lo del prójimo.
Pero la siguiente escena echaba por tierra mi suposición: la joven se llevó algo precipitadamente a la boca.
La señora, a quien acababa de reconocer ahora como una íntima amiga de mi madre, intentaba abrir la boca de la joven, y ésta, ante semejante asedio, optó por tragar la Sagrada Forma que acababa de sustraer y que ya estaba a punto de sacar de la iglesia en sus manos.
El forcejeo terminó. La joven salió a la calle a uña de caballo y la señora regresó algo tensa a su banco.
Hace poco oí hablar de la burrada de euros que se llegan a pagar por una Forma consagrada, para profanarla. Todo sube. Ahora ya no se conforman con treinta monedas.

viernes, 25 de abril de 2008

Defender el territorio


"La leona defiende su territorio del ataque de su peor enemigo: las otras leonas". Félix Rodríguez de la Fuente.

He visto esta frase como colofón de un chiste a toda página (que no he logrado reproducir aquí, una lástima), en el que una mujer contaba a una compañera de trabajo sus fracasos amorosos, y los intentos que había hecho para conseguir un medio noviete-amante-apaño con el que llenar un poco sus ilusiones: había ido a bailar, había entrado en chats, en grupos de singles... La compañera escuchaba solidariamente su perorata hasta que llega un punto: la desesperada amiga le pregunta si va a salir con su pareja ese fin de semana y si puede unirse. Ante el peligro que se avecina, la hasta entonces comprensiva "escuchadora" corta en seco con una negativa. Y al final, como ya hemos dicho, aparece la frase citada.

Me pregunto por qué no se pone en práctica esa capacidad instintiva de protección cuando se trata del marido y no sólo del amante.

- Yo, que estoy enferma -oí decir una señora- no voy a impedir a mi marido que vaya él de vacaciones. ¡Si no puedo disfrutar yo, que disfrute él! No voy a "obligarle" a permanecer continuamente conmigo. Esas "tiranías" es lo que luego causa tantas separaciones.

Me temo que, si su marido no tiene inconveniente en dejarla de lado unos días para disfrutar unas vacaciones a sus anchas, poco la necesita ya. Mi madre JAMÁS se fue de vacaciones durante la larga enfermedad de mi padre. No lo concebía. Y así hasta que la muerte los separó, oiga. Hablo de lo que he visto. Y estoy completamente segura de que mi padre habría hecho lo mismo.

Recordé lo que oí decir años atrás a una experimentada madre de familia:

- No entiendo cómo hay mujeres que dejan ir a sus maridos solos de viaje por ahí. ¡Con la cantidad de lobas que hay!

¿Qué causará entonces más separaciones?

- ¿Dónde estaba yo, que no lo vi a tiempo? -se lamentaba una esposa separada de su marido por culpa de una lagarta del trabajo.



Por supuesto, no quiero generalizar. Sé que, gracias a Dios, ni mucho menos es siempre así. Conozco esposas, muchas, que se saben al dedillo los más recónditos gustos y preferencias de su marido, datos con los cuales consiguen retenerlos a su lado sin ningún tipo de violencia, de la forma más natural. Porque, todo hay que decirlo, me da que el hombre es en este sentido mucho más débil y necesitado de "mimos".

- Mi marido lo que quiere son mimos. Y, claro, yo no puedo dárselos. (Verídico. Oído con estas orejas mías)
- Entonces, querida, los buscará en otra parte. Si no ahora, con el tiempo.

¿Cómo es posible que algunas esposas estén tan en babia? Pregunta abierta.

martes, 22 de abril de 2008

La "romería" de Villalar

Padilla, Bravo y Maldonado fueron ajusticiados en Villalar (Valladolid), en la revuelta comunera de Castilla contra Carlos I.

Y eso fue lo que sucedió en Villalar, allá por 1521. Ahora se llena de "revolucionarios" cada 23 de Abril, para conmemorar lo que les gustaría que tuviera algo que ver con ellos.

Hoy suena el teléfono y, mientras yo atiendo a otros clientes, mi compañera descuelga el aparato. Como yo seguía con los otros señores, sólo me llegaban fragmentos de la conversación.
- Sí... bueno, es mañana. ¡No, pero no es una fiesta religiosa! No..., sí.... No, Villalar es un pueblo...

Cuando ella ya había colgado y yo terminé con los "míos", me contó su conversación:

- Anda, que han llamado unos antes... Que si era ahí lo de Villalar, que querían venir a la ROMERÍA (!!!), que qué había, que si venía mucha gente... Tenía acento así como hispanoamericano.

Sí, qué cosas. Cuidado que he oído cosas acerca de lo que se monta en Villalar, pero lo de la romería lo supera todo.

Menos mal que no cogí yo el teléfono. Creo que no habría contenido la risa.

jueves, 17 de abril de 2008

Perdidos por la ciudad


Serían cerca de las diez y pico de la noche de un día laborable de invierno, hace algunos meses. Mi amiga Sara y yo nos recogíamos a nuestras respectivas guaridas, que ya iba siendo hora. De pronto, Sara me susurró:

- ¿Y este niño?...

Un chaval de unos ocho años caminaba tan tranquilo en sentido contrario al nuestro. Reconozco que yo de estas cosas no me doy cuenta a primera ni segunda vista, así que pregunté:

- ¿Qué pasa con él?

- A ver, Altea, querida: son más de las diez de la noche, un lunes, por estas calles periféricas no se ve ya a nadie, está más oscuro que ni sé. ¿De dónde viene este niño y dónde va ÉL SOLO? ¿Estarías en tu casa tranquilamente con tu hijo por ahí a estas horas? ¡Es que mira de dónde viene!

En efecto, el niño parecía venir de la más absoluta oscuridad, por una calle apenas iluminada por un par de pobres farolas. El chaval, que apenas nos prestó atención, se perdió finalmente en dirección hacia una zona un poco más concurrida.

Hace unos quince días, mi madre me contó lo que oyó al cruzarse con tres chavales de no más de diez años. Eran las once y media de la noche:

- ¡Mira, vamos allí, que hay un grupo de gente!
- ¡Eso, y si no son, nos vamos a casa de tus padres!
- ¡Sí, sabe Dios dónde estarán mis padres a estas horas!

"O sea", me decía ella luego, "que iban buscando a sus padres para poder entrar en casa. En la de alguno de ellos, ya daba igual quién. Y nos quejábamos antes de algunos padres, que se marchaban por la noche y dejaban a los hijos solos en casa. Pues mira, éstos ahora se marchan y los dejan en la calle."
Pues sí, genial.

No sé, creo que la próxima vez que me entere de la desaparición de otro niño no podré por menos que acordarme de estas historias.

domingo, 13 de abril de 2008

Anónimo, anónimo...

Diréis que qué pasa. Que qué más da firmar como anónimo que con un seudónimo.

Pues no es lo mismo. Sería bueno poner, al menos, un nombre al final del mesaje, para evitar confusiones.

Prueba de ello es mi respuesta a los comentarios del post "Habilidad". Hay cuatro anónimos distintos. Y al responder me he liado, claro. Al primero lo he llamado primero, correctamente. Pero al segundo le he llamado primero por segunda vez. Al tercero, segundo. Y al cuarto, que firma como tercero por culpa de mi confusión, no me he atrevido a contestar por el sofoco que me ha entrado al confundir identidades entre primero, cuarto, tercero y segundo. Es como tener cuatrillizos: uno te llama y a ver quién ha sido.

De cualquier modo, para información de los cuatrillizos, digo de los anónimos citados, las respuestas a sus comentarios en el post están por orden de aparición.

Para que nadie se líe (ejem...)